Doctor Foster o hasta dónde podría llegar una mujer engañada

En los primeros minutos, conocemos a la doctora Gemma Foster, a su esposo Simon y su hijo Tom, y su vida aparentemente normal. Cuando un pequeño detalle la hace sospechar que Simon la engaña, Gemma empieza a investigar y convierte su búsqueda en una peligrosa obsesión.

Por qué me resultó atrapante

La historia en sí carece de originalidad. ¿Cuántas veces hemos visto una trama con un hombre infiel y una mujer que busca respuestas? Más de dos, seguro. Sin embargo, aquí lo que realmente funciona es la forma en la que se narran los hechos.

Cada episodio muestra cómo una doctora exitosa de mediana edad pierde el control de su vida, a partir de que descubre la infidelidad de su marido. Doctor Foster ha conseguido que me mantenga aferrada al sillón, esperando qué decisión tomará la protagonista.

Conclusiones personales

Antes de concluir, no puedo dejar de destacar las actuaciones del reparto, en especial la de Suranne Jones (Gemma Foster). Sin duda, es brillante. Otro tanto debo decir de la música: apropiada y excelente.

Durante dos temporadas de cinco episodios cada una, la producción británica me ha resultado entretenida, impredecible y por momentos apasionante. A los amantes del género y del tipo de historia: les sugiero que la conozcan.

 

P.D.: Tal vez la serie sirva como ejemplo para no cometer ciertos errores, como permitir que los hijos queden en el medio del conflicto.