El 2017 fue un año de series, de nuevas temporadas y de grandes estrenos. Parecería imposible elegir solo tres, pero ya las tengo. Y, casualidad o no, están protagonizadas por mujeres. Imparables, fuertes, entrañables, inesperadas, emocionantes: ellas y sus historias.

En el tercer lugar, colocaría a The Sinner. Durante ocho capítulos, conocemos a Cora, una madre joven que de un momento a otro mata a un desconocido. El policía no se detiene hasta descubrir el verdadero motivo que parece tener alguna relación con el pasado de Cora. Un thriller psicológico que engancha desde el inicio.

El segundo puesto se lo lleva Tiempos de guerra, una producción española que llegará a Netflix en enero de 2018. En trece episodios, un grupo de enfermeras pertenecientes a la clase alta deben enfrentarse al peligro constante de una zona de guerra para salvar vidas, mientras que se ponen a prueba con distintas situaciones inesperadas.

Finalmente, el primer lugar es de Las chicas del cable. Con dos temporadas de ocho capítulos cada una, sigue la historia de cuatro telefonistas que forman un fuerte vínculo de amistad y se unen todavía más cuando comienzan a compartir secretos oscuros y personales. Entretenida e intrigante, una de época que atrapa hasta el momento final.

P.D.: ¡Por un 2018 con más protagonistas femeninas!